La lluvia ha sorprendido esta tarde, 3 de septiembre de 2019, a los marteños y marteñas con una  tormenta de verano producida debido a las altas temperaturas alcanzadas a lo largo del día, que calientan el sol, el aire y el ambiente. El aire caliente, que es menos denso, se eleva y choca con una masa de aire frío que hace que se condense en gotas rápidamente, por el vapor de agua presente en la masa de aire. El contraste entre ambas capas provoca tormentas de una hora aproximadamente, de mucha intensidad.